Otoño… Suéteres acogedores, bebidas calientes y resfriados (todo lo que necesitas saber)

Actualizado: 14 nov 2019

Querida, hermosa y bella lectora. Están por iniciar las bajas temperaturas y con ello muchas cosas que me gustan. El otoño es una estación única: hay un clima frío (aunque no tanto como en el invierno), las hojas se caen… en fin, para mi gusto, es el momento perfecto para usar atuendos más calientitos, tomar un buen café o chocolate caliente, disfrutar de una comida rica (para variar el menú) y una época ideal para estar cerca de la familia y amigos.

De igual forma, es un período en el que, como coloquialmente se dice, “empieza a caer el sereno”, y como todo lo bueno en la vida, también llegan algunas cosas desagradables. Un ejemplo muy claro de este punto, es la ventana de enfermedades a las que nos exponemos y que ocasionan muchas veces que estornudemos, tosamos, tengamos cuerpo cortado o se hinchen nuestros ojos.


Hoy quiero darte un escudo contra los resfriados comunes, para que tú puedas diferenciar sin problema entre una gripe leve y una que va a requerir tratamiento o revisión médica. Quiero estar segura de que tengas las defensas de una heroína (Mujer Maravilla), para que nada impida que tengas días alegres en esta temporada y que seas la más sabia entre tus amigas transmitiendo la información que estoy por compartirte.


¿Qué es un resfriado común?

Todas conocemos los síntomas típicos, porque probablemente se trata de la enfermedad más conocida/frecuente de todas. En esta lista encontramos los famosos estornudos, la irritación de garganta y la nariz mocosa.


Estos síntomas son causados, generalmente, por una infección viral y, dentro de los virus causantes, el Rinovirus se encuentra en la posición número uno.


Los síntomas pueden ir de una intensidad leve a una moderada, y pueden durar de una a dos semanas. Es una causa súper frecuente de visitas al doctor y días productivos perdidos.


¿Qué tan frecuente es el resfriado común en adultos y quién tiene mayor riesgo?

Para una mujer adulta, el promedio de contagio va de 2 a 4 episodios al año, aunque este rango es muy variable. Mujeres de entre 20 y 30 años, presentan más resfriados que los hombres (posiblemente porque tienen un mayor contacto con niños pequeños). Para las personas mayores de 60 años el dato cambia, pues ellos pueden llegar a tener menos de un resfriado al año, aunque son más vulnerables a la presencia de otras infecciones.


¿Cuál es la época del año con más resfriados?

Normalmente inician en otoño y se pueden mantener en alta incidencia hasta el mes de abril. Esto se debe a que, por el frío, las personas tendemos a permanecer mayor tiempo en espacios interiores (casa, cuartos, oficinas, escuelas) y aumentan las probabilidades de transmisión de virus.


Los virus causantes de resfriados sobreviven mejor en climas fríos por la baja humedad. El frío también afecta el interior de la nariz, haciéndola seca y vulnerable a infecciones virales.


¿Hay cura para el resfriado?

NO, pero sí existen muchas medidas y medicamentos, que harán los síntomas mucho más soportables y menos incómodos. Es importante comentarte que NO existe medicina ideal para el resfriado común… que no te tomen el pelo amiga.


Remedios eficaces para el resfriado común

No existe tratamiento que quite o acorte un resfriado como por arte de magia, sin embargo, la mayoría de estos tratamientos sí se enfocan en aliviar los síntomas.


Estos malestares se quitarán con el tiempo, incluso sin que exista un tratamiento médico, pero seamos honestas… ¿quién de nosotras se quiere sentir mal? Para eso, te presento los siguientes remedios que te ayudarán con los síntomas y, lo mejor de todo, es que no necesitarás receta médica:


  • Para nariz con escurrimiento y congestión nasal: pueden mejorar con la ayuda de inhaladores nasales (spray nasal) que contengan combinación de antihistamínico (Cromoglicato de Sodio) con descongestionante nasal (ie. Afrin). TIP: No usar el descongestionante más de 3 días.

  • Para garganta irritada y dolor de cabeza: La mejor solución es utilizar Paracetamol, Ibuprofeno o Naproxeno. TIP: No más de 5 días y no combinados.

  • Para la tos: Normalmente estos remedios vienen en presentación de jarabe o pastillas. Son medicamentos que dan alivio moderado y los puedes encontrar bajo nombre de Guaifenesina y Dextrometorfano. TIP: No usar en exceso.

  • Remedios alternativos: Existen productos como la Vitamina C, Echinacea y productos herbales. Mientras estos tratamientos seguramente no te harán daño, tampoco está comprobada su eficacia.


Dato Vital: Los Antibióticos NO curan el resfriado común, ya que sólo son útiles para infecciones causadas por BACTERIAS, NO VIRUSES. El uso innecesario de antibióticos puede causar alergias, resistencias y problemas gastrointestinales.


¿Cuándo debo visitar al Doctor?

Te presento los casos en los que, lo más recomendable, será dejar a un lado cualquier remedio convencional y el caldito de pollo. Si cumples con alguna de las siguientes condiciones, lo mejor será agendar una cita con un profesional, ya que se puede tratar de una infección más agresiva.

  • La fiebre no mejora o disminuye: Lo más probable es que sea una infección de otro origen. Generalmente para un adulto se considera fiebre por arriba de 38º C (grados Celsius).

  • Dificultad para respirar o dolor de pecho: Un resfriado común no debería causar estos problemas, esto podría indicar una infección más grave.

  • No puedes mantener líquidos: Tu cuerpo necesita fluidos para funcionar. Si inicias con vómito o diarrea, lo más recomendable será asistir al médico para conservar una buena hidratación.

  • La tos no te deja en paz: En este caso, se puede tratar de una descarga (retronasal) que se mueve de tu nariz hacia la garganta. Sin embargo, una tos severa de mucha duración (de 2 a 3 semanas), puede indicar un proceso infeccioso el cual necesitará pruebas adicionales.

  • Duele mucho al tragar: una garganta irritada puede causar un poco de dolor, pero un dolor insoportable puede ser indicación para comenzar a buscar una solución diferente al Jarabe para la tos.

  • No se va la congestión y/o dolor de cabeza: Resfriados y alergias pueden bloquear tu nariz con moco y ocasionar una sinusitis. Si tus remedios para el resfriado no dan alivio, ya sabes que hacer.


Querida lectora, espero haber respondido tus preguntas más frecuentes de la manera más concreta posible. En caso de tener cualquier duda, por favor escribe un comentario, y con toda la felicidad trataré de orientarte de la mejor forma… tus dudas incluso podrían convertirse en el tema perfecto para continuar con un nuevo artículo, ¿qué tal suena la idea?


Vete al cien cuando te sientes mal

En este blog nos encanta preocuparnos por tu belleza y bienestar, por esa razón, te dejo por aquí algunos consejos personales para que conserves tu vitalidad y hermosura, en caso de que llegues a presentar síntomas de un resfriado.


Bien despierta: Mantén una apariencia fresca con una capa de Rímel (Máscara) a prueba de agua y dile adiós a los ojos hinchados.


Ojos grandes y luminosos: Sólo se necesita una pizca de maquillaje para esconder signos de malestar. Intenta aclarar los bordes interiores de un ojo rojo con un toque de color durazno (melocotón) o champaña. Usa un lápiz que combine con tu tono de piel sobre tu parpado inferior para esconder el enrojecimiento.


Ojos hinchados: Experimenta dormir con dos almohadas o una mascarilla congelada 15 minutos antes de salir de casa.


Rociada de frescura: La deshidratación nos quita el brillo natural de la piel. Unta el humectante de tu gusto sobre tu piel, mientras esta siga húmeda después de un baño. Esto ayudará a sostener su hidratación natural durante todo el día.


Calidez: Aplica sobre tus mejillas un Blush cremoso, mezclándolo en dirección de la sien para recuperar el rubor esencial.


Nariz de Rodolfo el Reno: Balancea el color de una nariz congestionada, con un color verde menta. Espolvorea con unas palmaditas alrededor de los orificios nasales y mezcla en los bordes. Usa un corrector (concealer) sobre el color verde.


Medicina esencial: Agua, agua y más agua. Durante esos días de malestar, la mejor idea será consumir la mayor cantidad de agua posible (por supuesto, siempre dentro de los límites razonables), así evitaras el hundimiento de la piel. También te recomiendo dejar el alcohol por unos días para no deshidratarte aún más.


Recuerda que la sección de comentarios es magnífica para poder seguir brindando contenido de calidad a toda nuestra comunidad de lectoras, es la herramienta perfecta para que nuestra red de FloreSer, crezca en torno a las necesidades y temas más solicitados.


Con todo cariño me despido,


FloreSer


9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo