¿Crees que la bella durmiente te pueda enseñar algo?

¡Feliz año querida lectora!


Nuevo año, nuevos propósitos, nuevos proyectos, nuevas personas y nuevas energías. Bienvenida al nuevo año, al gran 2019 ¿Suena increíble no? … 2 – 0 – 1 – 9 W.O.W.


Llegó tan rápido. Con esta nueva etapa nosotras nos proponemos y nos esforzamos por sacar el FUA que llevamos dentro. Probablemente hay una lista de grandes propósitos esperando en tu escritorio o colgadas con un imán sobre el refrigerador.


Pero espera, no tan de prisa princesa. Es algo breve, pero me estoy refiriendo a ti como una princesa. ¿Por qué? Hace una hora vi la Bella Durmiente y vaya que esa mujer (princesa) me tiene sorprendida. “La Aurora” es una princesa que fue raptada por “La Maléfica”, quien la encierra en una torre, y “La Aurora” al picarse el dedo con una aguja, se pone a dormir como oso. SPOILER. Al final el príncipe la salva de “La Maléfica” que se convierte en un Dragón escupe-fuego y… final feliz.


Esta bonita historia me dio el propósito que necesitaba para mi año y probablemente para toda mi vida. Mi amiga Aurora es una dormilona hermosa o una floja de pelos en la almohada (como quieras verlo). Lo importante de esta película es DORMIR. Si no logramos cursar con buenas noches, no tendremos buenos resultados en alcanzar nuestros propósitos.

Querida lectora, el día de hoy te daré las mejores recomendaciones para que logres tener un sueño relajante, reparador y quita ojeras.


El sueño es como un tipo de magia. No me estoy refiriendo a los sueños en los que vuelas cuando conoces al amor de tu vida, visitas algún lugar increíble o tienes una pesadilla; me refiero al proceso de tu cuerpo durante el sueño.


Dormir es algo que a toda persona le encanta. En realidad, es un mecanismo intrigante. Existen dos tipos de sueño: no profundo (ocurre aproximadamente 75% de la noche) y profundo (ocurre aproximadamente 25% de la noche).


El sueño no profundo se divide en tres etapas (no vamos a ir en tanto detalle, pero a lo más esencial). Durante esta etapa, tu organismo comienza a entrar en sueño, se separa de los alrededores, la temperatura corporal disminuye, baja la presión sanguínea, disminuye la frecuencia respiratoria, se reparan los músculos, recargas energía, liberas hormonas reparadoras, bajan niveles de la hormona de estrés (cortisol) y entonces entras en el sueño más profundo y reparador.


El sueño profundo o R.E.M (por sus siglas en inglés “Rapid Eye Movement” o “Movimiento Rápido de los Ojos”) ocurre cada 90 minutos de tu sueño no profundo y dura de 10 hasta 60 minutos. En estos momentos tu cerebro se recarga de energía, procesa todo lo ocurrido en el día, los músculos se relajan y lo más importante, entras a la tierra de tus sueños.


Pasamos 1/3 de nuestras vidas durmiendo. Amiga, no te sientas perezosa. Todo lo contrario. Ya conociendo lo que sucede en las etapas de sueño, podemos concluir que completar estas etapas y las horas de sueño recomendadas (7 a 9 horas en Adulto) son vitales para tener un apetito balanceado (ayuda a disminuir peso), defensas inmunes óptimas, tener mejor concentración en las actividades diarias y regular emociones de forma positiva.


Ya que sabemos más del sueño y sin más anticipos. Estos son mis consejos para una noche de sueño excepcional.


1. Rutina: Duerme y despierta a la misma hora todos los días. La rutina siempre va a acostumbrar a tu cerebro a algo. Este algo es dormir y te resultará más fácil si ya es algo usual para tu cerebro. Podrás iniciar un sueño reparador y salir de la cama sin que sea un suplicio. Intenta obsequiarles a tus ojos un poco de luz solar lo antes posible. Tus ojos enviarán señales al cerebro de que ya es tiempo de activarse.


NOTA: Intenta esta práctica hasta los fines de semana.



2. Apagar: Ese dulce brillo azul de tu celular, tablet o televisión antes de dormir está matando tu sueño. ¡Literalmente!... Intenta apagar todos los dispositivos posibles una hora antes de ir a dormir y cubre los que no puedas apagar (despertador/alarma). Está comprobado que el uso de electrónicos con acceso a internet, el uso previo a dormir, colocarlos a un lado de nuestras camas afectan gravemente el sueño debido a señales de estimulación. De manera natural nuestros celulares, aplicaciones y plataformas están diseñados para provocar mentes excitadas por la cantidad excesiva de información que nos lanzan. Ahora es el mejor momento para agarrar ese libro que siempre quisiste acabar todas las noches.



3. Dieta: Probablemente acostumbras a tomar una o más tazas de café en la mañana (quien no). Por ahora intenta evitar café, alcohol, comidas ricas en proteína o grasa, después de las 5:00 p.m. Estos alimentos (ej. carne o queso) sobrecargan tu sistema digestivo y le das trabajo extra a tu metabolismo. Te recomiendo comer algo ligero una hora antes de dormir.

NOTA: Siempre revisa el contenido de lo que consumes, comes o bebes. Puedes tener en tu radar cosas evidentes como bebidas energéticas. En cambio, existen productos de los cuales no tenemos idea (chocolate, barras energéticas, té matcha, oreos) e inclusive medicamentos (algunos analgésicos). Si eres fumadora, intenta no fumar antes de dormir (o incluso dejarlo).


4. Siestas: Una deliciosa siesta después de comer no se te puede negar, sin embargo, trata de mantener el tiempo de siesta por no más de 20 minutos. Intenta, en cambio, hacer ejercicio, ver amigas, terminar un trabajo. Con esto tu cuerpo tendrá un sentido de logro y se merecerá una noche fantástica.


NOTA: Intenta suspender actividades relacionadas con el trabajo una hora antes de dormir, si te es posible.


5. Respeto (a la cama): Alguna vez te has encontrado a ti misma trabajando, comiendo o viendo redes sociales en la cama. Esto puede afectar tu sueño. Entrena a tu cuerpo y mente para que la cama sea exclusivamente un lugar de descanso.


NOTA: Antes de dormir crea el ambiente de tu preferencia: aromas como incienso o aromatizantes, iluminación tenue, música relajante. Esto prepara y acostumbra al cerebro a entrar en la primera etapa de sueño.



El sueño es parte esencial de la vida. Si todos durmiéramos lo que debemos, pasaríamos 25 años dormidos. Suena increíble, pero es cierto. El tema del sueño es realmente fascinante, si tienes alguna duda o sugerencia por favor házmelo saber en los comentarios.


Buenas Noches y Feliz Año


Con cariño,


FloreSer

33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo